"Aquí, como en el acto religioso, en el amor, en la acción moral y en el conocimiento, me trasciendo a mí mismo y en ninguna otra actividad logro ser más yo" (C.S. Lewis)




"...con la sensibilidad de quien no tiene piel y lo siente todo, pero aguanta el golpe para contarlo." (Manuel Rivas, Las voces bajas)






domingo, 27 de noviembre de 2011

De miedos y cajones



Me preocupa el cajón de la ropa íntima;
la duda de si aprenderás
en qué lado se esconden la seda y el chocolate
y dónde esperan la angustia y el nylon.

Me preocupa
que no recuerdes el nombre
de las cosas que me importan,
como los poemas de catorce versos
como las muñecas de cuerpo blando.

Me preocupa tanto que no descubras
que mis lágrimas pueden ser dulces,
que, a veces, mis sonrisas lloran,
que mis silencios se callan con caricias;

que, si me escondo,
es sólo
porque tengo miedo
de que no me sepas encontrar.

(De  Diosas de barro)
 

14 comentarios:

  1. Nos cuesta tanto rebuscar en el cajón de la ropa interior que muchas veces nos olvidamos que ese mismo cajón guarda la intimidad que ofrece la penumbra, lo más hondo de cada alma, lo que verdaderamente nos hace personas, lo que importa...

    Cuesta mucho rebuscar en el cajón de uno mismo... y ordenarlo...

    Cuesta más hacer el esfuerzo de rebuscar en el cajón del otro... y memorizar su orden...


    Besos,
    Carmen

    ResponderEliminar
  2. me preocupa q te escondas tanto
    q olvides aparecer
    y tendría q organizar una partida
    para batir todo madrid
    pq eres de las imprescindibles
    trb

    ResponderEliminar
  3. Cuesta mucho, y sin embargo, es tan hermoso cuando alguien descubre dónde están las cosas que te importan...las que de verdad hacen de ti la persona que eres...es tan doloroso cuando no lo saben ver...

    Trébol, quizá sería una buena razón para que bajases a Madrid...seguro que te gustaría ;P

    Besitos a los dos

    ResponderEliminar
  4. ahora te chincho yo: en realidad es subir a madrid, pq es subir a la meseta...jejeje
    seguro q me gustará
    <3

    ResponderEliminar
  5. Jajajaja...pues nada, subir a la meseta y acercarse al cielo...ya sabes lo que dicen de Madrid...

    Mucas gracias, Marta. Me alegra que te guste.

    Besitos a los dos

    ResponderEliminar
  6. no me cabe la más mínima duda................
    trb

    ResponderEliminar
  7. qizá sea más q evidente....................
    mua!

    ResponderEliminar
  8. Jaja...quizá :)

    Otros mil
    Muuuuuuuuaaaaaaaaa

    ResponderEliminar
  9. pues mil más!
    y sonoros, además!
    <3
    trb

    ResponderEliminar
  10. Jajaja...como los de las abuelas...

    Muuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaakkk

    <3

    ResponderEliminar
  11. y los niños.........
    MMMUUUUUAAAAAAACKKKSSSSS!!!!
    trb

    ResponderEliminar
  12. Ummmmmmm, qué besos más ricos los de los niños...

    MUUUUUUUUUAAAAAAAAAAACCCKKKKSSSSS!!!
    (ruidoso y pegajosamente dulce, con el sabor de las piruletas de corazón...así sí que es como los de los niños)

    ResponderEliminar