"Aquí, como en el acto religioso, en el amor, en la acción moral y en el conocimiento, me trasciendo a mí mismo y en ninguna otra actividad logro ser más yo" (C.S. Lewis)




"...con la sensibilidad de quien no tiene piel y lo siente todo, pero aguanta el golpe para contarlo." (Manuel Rivas, Las voces bajas)






martes, 30 de noviembre de 2010

 
Luz naranja y palomitas de colores.



Nos sentamos en el sofá y jugamos,

como niños,

mientras la ciudad se congela ahí fuera.



Al compás de la risa, algo se derrite por dentro y

libera olores de musgo húmedo y madera crepitante,

de ocaso suave

y lento

como una hoja ocre que se desprende.



En estas tardes azules de domingo

hay algo que me lleva muy lejos.

Calor naranja que, a veces,

me desborda los ojos.

15 comentarios:

  1. A veces una lectura lleva a un deseo
    que nos hace darnos cuenta de un gran abismo
    de impaciencia y espera... de tiempo perdido,
    de impotencia y ausencia...
    de rabioso destino...
    Mientras, esta tibia vida impone una soledad...
    soledad absurda, soledad obtusa de eco perdido
    en los valles de la distancia...

    ResponderEliminar
  2. Tu poesía es malísima, simplona, infantil, tópica, vacía, ¿es que no has leído nada más allá de Bécquer?

    ResponderEliminar
  3. Seguramente Begoña ha leído mucho más que tú y yo juntos... señor/a Anónimo/a...

    Toda opinión es sólo eso, una opinión, nos puede gustar un poema o no, la forma de escribir o expresarse de alguien o no, pero es muy curioso que un comentario que raya en el ataque personal al hacer referencia a "toda la poesía de una persona" (me gustaría saber si realmene la has leído toda) se haga de forma anónima... y muy triste, ya que, lamentablemente,
    dice mucho de la persona que la hace.

    ResponderEliminar
  4. ese tipo se las da de algo?
    retornando al sofá, dicen de la rueda, de la cama, de la penicilina...el sofá, sin duda
    para múltiples propósitos, para las cosas más importantes: no hacer nada, dormir, hacer el amor, ver la tele, buscar posturas, guerrear, leer, oir música, comer, follar (no es lo mismo q lo otro), hablar por teléfono, jugar con el perro, mirarse tiernamente, ponerse de pie y cantar con cepillo, hacer streap-tease, ordenar papeles etc etc etc etc etc
    trébol

    ResponderEliminar
  5. Vai ti saber, jaja!

    El sofá...gran cosa el sofá...y yo sigo sin uno en mi casa nueva...¿será esa la razón de todos los males? Jajaja

    ResponderEliminar
  6. hay unos con forma de L...

    ResponderEliminar
  7. Jaja...sí, hay maravillosos sofás esperándome...

    ResponderEliminar
  8. y gustavos ansiosos de probarlos (ups)

    ResponderEliminar
  9. creo q hasta hay comité de gustavos favorables a pasar por él, jajjjajajaajaaja!
    bss

    ResponderEliminar
  10. Jejejejejeje... yo te recomiendo el de forma de L... y que sea amplio... no te vaya a pasar como a mí el otro día... que me lo encontré lleno de ocupas... tuve que hacerme un huequito entre protestas felinas... ni que no fuese mío... jajjjajajjaajajajjajaja

    Besos,
    Carmen

    ResponderEliminar
  11. Jajaja, creo que en este momento me conformaría con lo que fuese...en fin, todo llega...

    Muak

    ResponderEliminar
  12. "conformarse" no debe ser eterno, eh
    trb

    ResponderEliminar